Aunque las celebraciones del Año Nuevo chino generalmente duran sólo varios días el festival en sí dura unas tres semanas.

El lunes en cuanto cayó la primera noche de luna nueva tras el solsticio de invierno, comenzaron los redobles de cohetes y fuegos artificiales para dar paso a la celebración de los festejos en China y recibir al Nuevo Año 4707 correspondiente al año del buey.

El estruendo de cohetes no sólo sirve para festejar la llegada del nuevo año sino que es parte de la tradición con la que se supone se ahuyentan a los malos espíritus y con la que se despide al año anterior, que fue el de la rata.

El buey, para la cultural china, representa el trabajo, éxito, y esfuerzo, virtudes con las que se espera sobrepasar la crisis económica mundial.

¿Cuáles son las características del buey?. El buey siempre trabaja, y trabaja duro, lento e incasablemente.

Lo que significa que va a ver que trabajar muy duro si se quiere mantener la riqueza.

Por otro lado, maestros taoístas de templos de Pekín, vaticinan que la crisis económica empezará a remitir a partir de agosto y en 2010 estará superada.

Lo cierto es que según cuenta la leyenda —y es que me encantan los cuentos— Buda le pidió a todos los animales que se reunieran con él el día del Año Nuevo chino, pero sólo 12 se presentaron.

Entonces Buda nombró a cada año con el nombre de cada animal y anunció que la gente que naciera en ése año tendría algunos de sus atributos. La rata quería ser la primera pero tenía que cruzar un río peligroso. Entonces engañó al buey para que la llevara en su espalda y al llegar del otro lado, saltó a la orilla llegando antes que él aterrizando a los pies del Emperador Jade —dios supreme del taoísmo.

Como resultado de su artimaña, la rata terminó siendo el primer animal del zodíaco chino y el buey quedó en segundo lugar. Pero en lugar de enojarse con la rata, el buey estaba contento de haber ganado el segundo puesto.

El año del buey comenzó el lunes con el comienzo de la luna nueva.

Comience, o continúe el año, con un toque de rojo. Este color según la cultura china trae felicidad.
Muchos de los platos de Año Nuevo se sirven porque son considerados como símbolos de buena suerte.

Por ejemplo, el pescado representa “abundancia”; la cebollita  verde significa “eternidad”; los nabos simbolizan “buen augurio”; mientras que las pelotitas de pescado y de carne representan “reunión”.

También se preparan bocadillos auspiciosos para la ocasión, tales como el pudín de arroz para desearle a la gente que “avance hacia cargos más altos”. El pollo entero representa la “prosperidad”, y los fideos sin cortar representan la “vida larga”.

También se preparan empanadillas que tienen forma de lingotes de oro que supuestamente ayudan a quienes las coman a alcanzar la riqueza.

Sin embargo, la comida que hay que evitar es el tofu blanco ya que el color blanco es considerado el color de la muerte y el duelo.

Si hay dos vegetales que me encantan son el repollo chino y el ‘bok choy’.
Esta receta es deliciosa y muy facil de preparar. ¡Feliz y próspero Año del Buey!

  • 1 1/2 libra de puerco cortado en tiritas
  • 1 cdta. de azúcar
  • 1 cdta. de sal gruesa
  • 1 cda. de ’sake’
  • 3 cdas. de salsa de soya
  • 3 dientes de ajos bien picados
  • 5 cdas. de aceite vegetal (divididas)
  • 1 1/2 libras de repollo chino, finamente rebanado
  • 1 1/2 libras de ‘bok choy’
  • 1 cdta. de jenjibre fresco cortadito
  • Sal y pimienta negra fresca a gusto para sazonar
  • Arroz integral o basmati para guarnición

Mezcle el puerco con el azúcar, sal gruesa, ’sake’ y salsa de soya. Deje descansar por 10 minutos.
Caliente un wok o sartén grande y agregue 2 cdas. de aceite y agregue el puerco y ajo.

Cocine por 10 minutos revolviendo seguido. Agregue el resto del aceite, los vegetales y el jengibre.
Cocine en fuego bajo por 3 minutos y sirva con arroz y jugos de cocción.

Leave a Reply

You must be logged in to post a comment.